Blogia
La guarida del zorrito

EL ABUELITO ISIDRO

"EL abuelo Isidro"... Já, todo un tema...

¿Quién no ha tenido abuelos?... Bueno, sólo quien no tiene padre, no tiene abuelos, pero existen personas que no tienen ni padre, ni madre, cuantimás abuelos...

Hoy amanecí con algo de entusiasmo (hacía tiempo que no tenía humor) para recordar a los abuelos, pero empezaré por orden (dicen que primero son los padres), yo digo que depende... porque en mi casa en lugar de patriota, hubo matriota... Mi madre se imponía en todo, pues ya ven como eran las mamaces de antes...

Bueno, pero empecemos con el relato del abuelo Isidro...

Pos él se llamaba Isidro y se festejaba (?) el día 15 de mayo, en fechas en que aún no se acostumbraba festejar al "maestro"... Creo que nació (mi abuelo, claro), el día de San Isidro Labrador... Jajajajajaja, que bueno que no nació el día de San Nepomuceno, porque sus papás, (mis bisabuelos) le hubieran puesto la chinga de su vida.

Era chaparrón... (Así lo recuerdo), blanco como la leche, pero quemadón por el sol de la costa... algo así como leche en jericalla (¿conoce usted la jericalla?), es algo así como un postre de danone... Ah.. No se olvide que si consume un danone, ayuda a que un niño sea feliz (¡claro, el niño del dueño de la fábrica!), pinche viejo, se voló y patentó un postre más mexicano y jaliscience que el tequila... Bueno pero ya me salí del tema, que es el abuelo.

Bueno, él era o fué (¿como decir?)... de los bajos de Jalisco, (de El Limón, Jalisco, cerca de Tonaya, la tierra del mezcal)... Porque los altos de Jalisco son de por allá de Tepa, o no se de donde cabrones, solo sé que hay bajos de Jalisco (¿será por lo chaparros?) y los altos de Jalisco (¿Será por lo grandotes?... Uyyy qué miedo)... No pues él nació en la tierra del mezcal (que es Tonaya), en las faldas del Volcán de Colima, no puedo decir de Jalisco, porque así se llaman los volcanes, aún cuando Jalisco detente su propiedad... jajajaja. Y bueno pues él fué del siglo pasado, nació por allá por mil ochocientos noventa y tantos, hace dos siglos... la neta que no sé de cierto el año.

Además de blanquito y chaparrón, era de ojos azules, azules, azules como el cielo de abril, (Ah, nos heredó, el color y lo chaparro, pero los ojitos... nanay), ¡y una chispa de aquellas!... tenía la broma a flor de piel (yo diría a flor de lengua)... picarón, el viejano, pero eso sí, muy cumplidor, trabajador y fiel amante de mi abuela Paulita (otro día les hablo de ella); a la que adoraba con la pasión de un perrito adoptado, muy buen matrimonio aquél, hasta la muerte de él.

Bueno pues mi abuelo... era un borrachín de aquellos, tomaba como cosaco en puerto... Decía mi abuelita que era así, porque en la revolufia lo perdió todo, y que ella lo comprendía y lo amaba así... (yo creo que si mi abuela hubiera vivido hoy, cualquier sicosiquiatra le hubiera dicho que era masoquista y que debería recobrar su identidad y que debería de dejarlo abandonado a su suerte), pero ella vivió antes, y amó a mi abuelo como se amaba antes, decía, que cuando se adquiere una propiedad, se adquiere con todo lo que tiene de bueno o de malo... ¡Allá ella!

¡Ah!... Pero eso sí, nunca que yo sepa, recuerde, intuya o me hayan chismeado, le levantó la mano a mi abuela, la bromeaba eso sí, la vacilaba y todo, pero jamás la ofendió con una mala palabra o golpe... Decía que juego de manos, era juego de villanos y que a la mujer debía amarse como a Dios, porque ella guardaba los secretos del creador (¿será?)...

Recuerdo que una vez, estaba más borracho que una palmera de Veracruz (de las palmeras de Lara, ¡claro!) y mi abuela, le dijo una gran ofensa... Le dijo: -Borracho empedernido y cabresto... Si no te compones me voy a ir de monja-.... Jajajajajajaja... ¿Les cuento que dijo el borrachín descarado de mi abuelo?... -Ay.. Paulita de mis amores... Regáñame más, pos mientras más me regañes, más te quiero-... ¡No, pos no había lucha con él!

Ah... Otra vez, recuerdo, que estaba en una cantina cercana a mi casa que se llamaba "La India Bonita", Cantina Kas Bha de Media Noche... (Ja... puto nombrecito...), bueno, pues ahí mero se encontraba el abuelo con unos amigos tomando cerveza Quijote, de esas gorditas de envase obscuro, con la efigie del Quijote y Sancho Panza, y oyendo la canción de "Mi Cafetal"... que le encantaba y que dice...

Aunque la gente viva criticando,
me paso la vida sin pensar en ná...
Pero no sabiendo que yo soy un hombre
que tengo un hermoso y lindo cafetal,
pero no sabiendo que yo soy un hombre
que tengo mi vida bien asegurá...

Ah, pues que llega mi abuela a la puerta de la cantinucha y que le manda decir con una mesera que saliera, pues ahí estaba ella... ¡Y Que sale el abuelo!... y le dice. -¿Y usted, que hace aquí?... Váyase a su casa que ahorita nos vemos-... Y ahí va la abuela de regreso, toda compungida y asustada... Ya al rato llegó don Isidro y le dice: -Mire señora... Yo me casé con usted pa que me cuide, más no pa que me ande cuidando... -Debe saber señora, que a usted la amo más que a mi vida, y no quiero que ande llendo a esos lugares, que no son para damas, ahí solo entran lo borrachos como yo, y las guilas, a las que no volteo a ver, porque ya tengo a mi mujercita linda a la que amo-... -¿No sabe usted quien es?-... La abrazó y ahí termino todo... Y mi abuela, jamás volvió por esos lugares.

Mi abuelito Isidro, en sus cinco sentidos, era de lo más chido, jugaba con nosotros, nos hacía tzumbas con un hilo y corcholatas; baleros con un bote de chiles, un palo y pabilo; espadas con varas de chamizo... Ah y los huaraches con correas de puerco (blanditas), o de res, (duras)... Todo a su tiempo, pues en las aguas se usaban duras, porque el agua se encargaba de ablandarlas. También por la nochecita, amarraba hilo negro de coser (marca de la cadena o mariposa) con un pañuelo blanco o negro o rojo y hacía títeres simulando la voz (?) de una paloma, de un vampiro, de un pollito... bueno de casi todos los animales que volaban. Los veintitantos nietos que vivimos juntos, fuimos muy felices en la niñez, y nos sentíamos protegidos y amados por el abuelo borrachin, ocurrente y amoroso de la abuela. Que anduvo en la revolufia y lucho por mí y por vos.

¿Y saben qué?... No les puedo contar mucho, porque yo tenía como 7 u 8 años cuando murió... ¿De qué creen que murió?... Sí de eso... de borrachito... le salía agua por la piel, se empapaba en la sábana, era duro verlo sufrir, panzón y flaco a la vez... Murió el mismo día en que en la Ciudad de México se enterraba a Pedro Infante... a los 66 años de edad se quedó quieto, mirando a la abuela que lloraba como la Virgen Dolorosa de su retablo...

Ese fué mi abuelo, lo comparto con ustedes, porque yo, no soy de la rancia aristocracia, soy de abajo y como dice la canción, abajo me quedo... Pues acá abajo no tenemos nada que ocultar, por eso les cuento que tuve un abuelo borrachito, pero trabajador y amoroso... Ya me voy, pues tengo qué hacer y no me regalan la sopa, hay que ganarla y la verdad es que en mi tierra se suda mucho para hacerse de los pesos que hacen falta siempre...

Nos vemos en la próxima, para hablarles del abuelo Pascual... (jajajajajajaja), ¡Ah pa nombrecitos escogían antes!... Qué bueno que yo nací el 19 de enero, que se festeja a San Mario, y mejor que me escogieran ese nombre, porque también, ese día, se festeja a San Canuto, ¿me imaginan a mí con ese nombrecito?... Nombre rima con casi todo....Jajajajajajajaja.... Chingada madre con los nombrecitos. Mejor, hay nos vemos.

Mario López Barreto.
10 de julio de 2005...

Ah... se me olvidó decirles que mi abuelo se llamaba Isidro López López, porque antes se casaban primos con primos y nada pasaba... como dice nuestro amadísimo (?) presidente, Chente....

Disculpen lo mal escrito, pero tenía que entrar a mi guarida, si no estos pinches blogeros (¿Se dice así?) capaz que me la borran, así que más les vale si quieren seguir sabiendo de mi vida... jajajajajaja, pues que comenten pa que vean que sí entra otra gente que no sea yo pa ver lo que he escrebido (?)... ¡digo! Adios.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Pantera -

BUENOS RECUERDOS DEL ABUELO, PERO FALTA CUANDO LE DIJO A MI ABUELA MIRA PAULA TE PROMETO QUE NO ME MUEVO DE AQUI PARA NO TOMAR Y PASA UN AMIGO Y LE DICE TONS QUE ISIDRO NOS AVENTAMOS UN DESILACHADO Y LE DICE A LA ABUELA VEZ PAULA TE DIJE SOLITOS CAEN . . . . . YA TENDREMOS TIEMPO DE PLATICAR TIO

Lety -

Como siempre un placer leer sus historias y poesias.

Saludos!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres